Luis González, amo y señor ayer de la parcela ancha de Santa Ana.

Partido ante el líder, la U.M. Escobedo en la jornada 16 del campeonato de liga de 3ª División disputado en Santa Ana, que acabó con empate 1-1 a pesar de lo visto en el terreno de juego.

Empieza a ser preocupante, que los resultados que vienen acompañando al C.D. Tropezón en esta primera vuelta del campeonato de la regularidad no van acordes a lo que en los terrenos de juego se puede observar, al menos en muchos de ellos.

El partido de ayer, uno de esos a los que a todos jugador y seguidor gusta ver, no defraudó. Bueno sí, estamos plenamente convencidos, de que todos los que tuvimos la oportunidad de ver las evoluciones de los equipos en Santa Ana, tenemos claro que hubo un equipo que se llevó un punto, y otro que dejó de ganar dos con todo merecimiento.

Ayer, a la falta de puntería de nuestros jugadores, se le unieron dos factores que también forman parte de este bendito juego que es el fútbol: el portero visitante, y la madera.

El primer periodo, bastante igualado en casi todo, se jugó con mucha intensidad por parte de ambos conjuntos, dado lo importante del partido para los objetivos de unos y otros, que no eran otros que escaparse aún más en la tabla para los camargueses, y la posibilidad de recortar distancias ante el líder para los nuestros. Llevó el peso del partido en este primer periodo el Trope, que se mostró “más dominador” y con más presencia en el área del rival. También gozó de más ocasiones de gol, dos para el Trope y apenas una para el Escobedo.

En el segundo periodo, fue donde las cosas cambiaron radicalmente. El Trope, en un partido que aún no siendo excesivamente duro, sí estaba lleno de interrupciones, debido a constantes infracciones de unos y de otros. Tanto fue así, que el colegiado del partido, Oscar González, mostró un total de 13 cartulinas amarillas, siendo 4 para jugadores locales, y las otras 9 para los visitantes, dos de ellas para Germán que abandonó el terreno de juego expulsado en el minuto 89.

Víctor completó ayer un partido enorme.

Fueron los nuestros los que salieron a llevarse los tres puntos en litigio, y generaron muchas no, muchísimas ocasiones de gol, que unas ocasiones acabaron impactando en la madera, y en otras siendo solventadas por el mejor jugador visitante sobre el terreno de juego, que no fue otro que el cancerbero Rafa.

Marcó el Trope por mediación de Perujo, que ha marcado en todos los partidos que ha disputado con el Trope hasta la fecha, exceptuando uno, cuando transcurría el minuto 61.

Quiso el destino, que un ex-jugador del Trope como José Luis, desde muy lejos impactara un disparo que se coló en la meta de Rubén Lavín en el minuto 79, en una de la escasas ocasiones de las que dispusieron los de Pablo Casar.

Poco premio hoy en Tanos para un Trope que jugó uno de los mejores partidos de la temporada ante el líder de la categoría, que nos mantiene como antes de la jornada a seis puntos del liderato, y a sólo uno de los puestos que dan derecho a jugar el Play-Off de ascenso.